Servicios de ingeniería y construcción

Select Language
Current language: Español
El sector de servicios de ingeniería y construcción proporciona servicios de ingeniería, construcción, diseño, consultoría, contratación y otros aspectos relacionados con diversos proyectos de construcción e infraestructuras. Dicho sector se compone fundamentalmente de cuatro segmentos principales: servicios de ingeniería, construcción de infraestructuras, construcción de edificios no residenciales y subcontratistas de construcción y servicios profesionales relacionados con esta. El segmento de la construcción de infraestructuras incluye empresas que diseñan o construyen proyectos de infraestructuras como centrales eléctricas, presas, oleoductos y gasoductos, refinerías, carreteras, puentes, túneles, ferrocarriles, puertos, aeropuertos, plantas de tratamiento de residuos, redes de distribución del agua y estadios. El segmento de construcción de edificios no residenciales incluye empresas que diseñan o construyen instalaciones industriales y comerciales como fábricas, almacenes, centros de datos, oficinas, hoteles, hospitales, universidades, y espacios comerciales como centros comerciales. El segmento de servicios de ingeniería incluye empresas que prestan servicios especializados de arquitectura e ingeniería, como el diseño y el desarrollo de estudios de viabilidad para muchos de los tipos de proyectos mencionados anteriormente. Por último, el segmento de subcontratistas de construcción y otros servicios profesionales relacionados con la construcción incluye empresas más pequeñas que prestan servicios auxiliares como carpintería, electricidad, fontanería, pintura, impermeabilización, paisajismo, diseño interior e inspección de edificios. Entre los clientes de esta industria figuran los propietarios de infraestructuras y los promotores del sector público y del sector privado. Las grandes empresas de esta industria operan y generan ingresos a nivel mundial y suelen especializarse en múltiples segmentos.

Cuestiones relevantes (5 de 26)

¿Por qué algunas cuestiones se muestran atenuadas? Las normas SASB varían según la industria, en función de los diferentes riesgos y oportunidades de sostenibilidad de cada industria. Las cuestiones atenuadas no se identificaron durante el proceso de elaboración de normas como aquellas que pueden afectar al valor de la empresa con mayor probabilidad, por lo que no se incluyen en la norma. Con el tiempo, a medida que el Consejo de Normas SASB siga recibiendo las opiniones del mercado, es posible que se añadan o eliminen algunas cuestiones de la norma. Cada empresa determina por sí misma si una cuestión de sostenibilidad puede afectar a su capacidad de crear valor empresarial. La norma está diseñada para la empresa típica de una industria, pero las empresas individuales pueden optar por informar sobre diferentes cuestiones de sostenibilidad en función de su modelo de negocio único.

Temas de divulgación

¿Cuál es la relación entre la categoría de cuestiones generales y los temas de divulgación? La categoría de cuestiones generales es una versión independiente de la industria de los temas de divulgación que aparecen en cada norma del SASB. Los temas de divulgación representan los impactos específicos de la industria en las categorías de cuestiones generales. Los temas de divulgación específicos de la industria garantizan que cada norma del SASB se adapte a la industria, mientras que las categorías de cuestiones generales permiten la comparación entre industrias. Por ejemplo, Salud y nutrición es un tema de divulgación en la industria de las bebidas sin alcohol, que representa una medida específica de la industria de la cuestión general Bienestar del cliente. Sin embargo, la cuestión Bienestar del cliente se manifiesta como el tema de la divulgación Medicamentos falsificados en la industria Biotecnología y productos farmacéuticos.
Categoría de cuestiones generales
(independiente de la industria)

Temas de divulgación (específicos para la industria) de: Servicios de ingeniería y construcción

Impactos ecológicos
  • Efectos ambientales del desarrollo de proyectos

    Los proyectos de construcción de infraestructuras contribuyen a mejorar el desarrollo económico y social; sin embargo, también pueden plantear riesgos para el medioambiente local y las comunidades circundantes. Las actividades del sector pueden alterar los ecosistemas locales debido a los efectos sobre la biodiversidad, las emisiones a la atmósfera, los vertidos al agua, el consumo de recursos naturales, la generación de residuos y el uso de sustancias químicas peligrosas. En particular, las empresas de construcción realizan actividades de limpieza, nivelación y excavación y pueden generar residuos nocivos durante la construcción de los proyectos. Una evaluación eficaz de los efectos ambientales antes de la construcción puede ayudar a mitigar los problemas imprevistos que pueden incrementar los costes operativos y de capital. En algunos casos, las preocupaciones ambientales o las reticencias de la comunidad local pueden ocasionar retrasos en el proyecto y, en el peor de los casos, si cancelación, lo que a su vez puede repercutir en la rentabilidad y las oportunidades de crecimiento de una empresa. El incumplimiento de las regulaciones ambientales durante la construcción puede dar lugar a multas y gastos de reparación altos, y también puede dañar la reputación de una empresa. Las evaluaciones del impacto ambiental pueden proporcionar información sobre los posibles efectos ambientales de un proyecto y las actividades de mitigación que puedan ser necesarias antes de que comience. Del mismo modo, una gestión adecuada de los riesgos ambientales durante la construcción de un proyecto puede paliar la supervisión reglamentaria o las reticencias de la comunidad. Si evalúan las consideraciones ambientales anticipadamente y continúan evaluándolas durante el desarrollo del proyecto, las empresas de ingeniería y construcción pueden estar mejor preparadas para atenuar los posibles problemas ambientales y los riesgos financieros que puedan surgir, al tiempo que establecen una ventaja competitiva para obtener nuevos contratos con posibles clientes.
Calidad y seguridad de los productos
  • Integridad estructural y seguridad

    Presten servicios de ingeniería, diseño, arquitectura, consultoría, inspección, construcción o mantenimiento, las empresas de este sector tienen la responsabilidad profesional de garantizar la seguridad e integridad de su trabajo. La existencia de errores o una calidad inadecuada en la fase de diseño del proyecto y la construcción de edificios o infraestructuras pueden causar importantes daños personales, pérdida del valor de la propiedad y daños económicos. Por consiguiente, las empresas que actúan de forma negligente en cuanto a la integridad y la seguridad de las estructuras pueden tener que hacer frente a costes potencialmente elevados debido a los trabajos de rediseño o reparación y a las responsabilidades legales, así como a daños a la reputación que podrían menoscabar las perspectivas de crecimiento. Además, al diseñar y construir edificios o infraestructuras, las empresas del sector deben tener cada vez más presentes los posibles efectos del cambio climático, que pueden afectar a la integridad estructural de los proyectos y a la seguridad del público general. En determinadas circunstancias, el cumplimiento de los códigos y estándares mínimos aplicables puede resultar insuficiente para mantener e incrementar la reputación (o incluso mitigar las responsabilidades legales), especialmente si la frecuencia y la gravedad de los acontecimientos relacionados con el cambio climático aumentan tal y como cabe esperar. El cumplimiento o la superación de los nuevos estándares de calidad de la industria y el establecimiento de procedimientos de control interno para abordar posibles problemas de diseño, incluidos los derivados de los riesgos climáticos, son prácticas que pueden ayudar a las empresas a reducir estos riesgos.
Salud y seguridad de los empleados
  • Salud y seguridad de la fuerza laboral

    La construcción, el mantenimiento y los servicios de reparación, así como otras actividades in situ, requieren una cantidad significativa de trabajo manual. En comparación con los de otros sectores, los índices de lesiones y fallecimientos del sector de servicios de ingeniería y construcción son altos como resultado de la exposición de la fuerza laboral a accidentes relacionados con el transporte motorizado de cargas o con la maquinaria pesada, caídas, exposición a sustancias químicas peligrosas y otras situaciones imprevistas y potencialmente comprometidas. Además, los trabajadores temporales pueden correr un mayor riesgo a causa de la falta de formación o de experiencia en la industria. El hecho de no proteger la salud y la seguridad de los trabajadores puede dar lugar a multas y sanciones; los incidentes graves pueden provocar grandes gastos extraordinarios iniciales y responsabilidades contingentes derivadas de las medidas legales o reglamentarias. Por otro lado, los incidentes relacionados con la salud y la seguridad pueden ocasionar retrasos y períodos de inactividad en los proyectos, lo que eleva los costes y reduce la rentabilidad de los mismos. Las empresas que procuran formar adecuadamente a sus empleados, tanto fijos como temporales, y crear una sólida cultura de la seguridad podrían reducir su perfil de riesgo y, al mismo tiempo, obtener una ventaja competitiva en las licitaciones y propuestas de nuevos proyectos gracias los historiales de salud y seguridad de su fuerza laboral.
Gestión del diseño y el ciclo de vida de los productos
  • Efectos del ciclo de vida de los edificios e infraestructuras

    Los proyectos de construcción de edificios y grandes infraestructuras figuran entre los mayores consumidores de recursos naturales de la economía: entre los materiales utilizados durante la construcción se incluyen productos de hierro y acero, cemento, hormigón, ladrillos, paneles de yeso, tableros para tabiques, vidrio, aislamiento, accesorios, puertas y carpintería, entre otros. Una vez terminados, y durante su uso diario, estos proyectos suelen consumir cantidades significativas de recursos en forma de energía y agua (para un análisis de los efectos ambientales directos de la construcción de proyectos, véase el tema Efectos ambientales del desarrollo de proyectos). Por lo tanto, el abastecimiento de materiales de construcción y el uso cotidiano de edificios e infraestructuras puede contribuir a las emisiones directas e indirectas de gases de efecto invernadero (GEI), a las limitaciones de recursos mundiales o locales, al estrés hídrico y a que se produzcan resultados negativos para la salud humana. Las presiones de los clientes y de las normativas para desarrollar entornos construidos sostenibles están propiciando el crecimiento de los mercados cuyo objeto es reducir los efectos del ciclo de vida de los edificios y los proyectos de infraestructura. En respuesta a ello, se han elaborado diversos planes internacionales de certificación de edificios e infraestructuras sostenibles para evaluar, entre otros aspectos, la eficiencia energética e hídrica en la fase de utilización de un proyecto, los efectos en la salud humana y el uso de materiales de construcción y edificación sostenibles. Como resultado, se están creando múltiples oportunidades para las industrias de la cadena de valor, desde los proveedores que pueden proporcionar dichos materiales hasta las empresas del sector de servicios de ingeniería y construcción que pueden prestar servicios de diseño, consultoría y construcción de proyectos orientados a la sostenibilidad. A medida que aumente la demanda de proyectos sostenibles rentables por parte de los clientes y evolucionen las correspondientes regulaciones, este tipo de servicios podrán brindar una ventaja competitiva y oportunidades para incrementar los ingresos . A largo plazo, las empresas que no integren eficazmente esas consideraciones en sus servicios se exponen a perder cuota de mercado.
  • Efectos climáticos de la combinación de negocios

    El sector de servicios de ingeniería y construcción trabaja con clientes que están expuestos a normativas climáticas potencialmente conflictivas y también con otros clientes desempeñan un papel en las medidas relacionadas con el cambio climático. Ciertos tipos de proyectos de construcción contribuyen de manera significativa al cambio climático debido a los gases de efecto invernadero (GEI) emitidos durante su fase de uso. Entre los proyectos que probablemente contribuyan a las emisiones globales de GEI se incluyen aquellos relacionados con el petróleo, el gas y otras industrias extractivas, así como las grandes edificaciones. Si bien algunos proyectos de infraestructura, como los de las energías renovables, están diseñados para reducir las emisiones de GEI, muchos tipos de proyectos presentan compensaciones. Los sistemas de transporte público, por ejemplo, pueden contribuir de forma directa a las emisiones de GEI y, al mismo, tiempo reducir las emisiones netas una vez que se tienen en cuenta los beneficios que ofrecen. Los ingresos y los beneficios de numerosas empresas del sector provienen de clientes pertenecientes a industrias que producen grandes emisiones de carbono y cuyas futuras inversiones de capital pueden verse en riesgo a causa de la evolución de las normativas medioambientales. Los riesgos de impacto negativo pueden manifestarse a través de retrasos en los proyectos, cancelaciones y disminución de las oportunidades de crecimiento de los ingresos a largo plazo. Por otra parte, si continúan centrándose en estos mercados en crecimiento, las empresas que se especialicen en proyectos de infraestructura que contribuyan a la mitigación de los GEI podrían desarrollar ventajas competitivas. Dado que el sector y sus clientes siguen operando en un entorno empresarial incierto y se enfrentan a requisitos ambientales y normativos cada vez más estrictos, la evaluación y comunicación de los riesgos y oportunidades derivados del cambio climático incorporados en la cartera de pedidos de una empresa y las perspectivas de negocio futuras pueden resultar útiles para los inversores a la hora de determinar el impacto general del cambio climático en el negocio.
Ética empresarial
  • Ética empresarial

    Las empresas del sector se enfrentan a riesgos relacionados con los sobornos, la corrupción y las prácticas de competencia desleal. Esto se debe a varios factores, entre los que figuran la naturaleza mundial de las operaciones de muchas empresas, la necesidad de gestionar múltiples agentes y subcontratistas locales, la complejidad de la financiación y la concesión de permisos para los proyectos, la magnitud de los contratos de construcción de grandes proyectos de infraestructura y el proceso competitivo necesario para lograr contratos con entidades privadas y públicas. Las infracciones de carácter ético pueden dar lugar a investigaciones por parte de las autoridades, así como a grandes multas, costes de liquidación y daños a la reputación. Dichas infracciones pueden incluir violaciones de las leyes contra el soborno, como el pago a funcionarios públicos para obtener contratos de proyectos. También pueden comprender prácticas de licitación poco éticas, como las licitaciones complementarias (por ejemplo, presentar una oferta artificialmente alta o inaceptable para un contrato que el licitador no tiene intención de ganar) y la puesta en común de licitaciones (por ejemplo, coordinarse para dividir los contratos y garantizar que a cada licitador se le adjudique una cierta cantidad de trabajo). Además, a las empresas con un historial negativo se les puede impedir trabajar en proyectos futuros, lo que se traduce en una pérdida de ingresos. El desarrollo de una cultura ética mediante la formación de los empleados, estructuras de gestión eficaces y controles internos resulta fundamental para que las empresas puedan mitigar los riesgos relacionados con la ética empresarial.

Seleccionar hasta 4 industrias

actual Industria: Servicios de ingeniería y construcción

Sector de infraestructuras
Sector de bienes de consumo
Sector de procesamiento de extractos y minerales
Sector financiero
Sector de alimentos y bebidas
Sector de asistencia sanitaria
Sector de recursos renovables y energías alternativas
Sector de transformación de recursos
Sector de servicios
Sector de tecnología y comunicaciones
Sector del transporte